Tlanka kachikín / La ciudad

Tlanka kachikín

 

Anta kwi kin pulakawan.

Kukxilha lantla katsisní tsukuy

taktayachi anta uynu tlanka kachikín.

Pasamakgolh makgskgot chu paks tlawamakgolh

anta laktlanka chu laktitsu tiji’.

Lhuwa putlaw chu lakpinini’ makgskgot.

Tasiyú pi paks wantu tlawamakgolh

nilakgapaskgoy kilhtamakú,

wa katsisni’, nikamakglhit, lak stlan staku

chu lantla takgalhwanan kapen.

Pasakgoy chu mixkgoy makgskgot.

K kgaxmata xjaxanatkan wanti na lhtatakgoy

anta uynu tlanka chiki’.

Kxkuliy ki axkut chu chuntiya stalank kli lakawanan.

Ktasay katsisní, kinkatsaniy uyma tlanka kachikín

La ciudad

 

Estoy junto a la ventana.

Veo cómo la noche diluye

su color sobre la inmensa ciudad.

Bajo la luz de las lámparas

nadie para de circular

por la calles amplias y banquetas.

Los automóviles y la señal del semáforo.

Parece que las cosas marchan

sin conocer el tiempo, la noche,

las horas inoportunas, las estrellas llamaradas

y el sabor amargo del café.

Se prenden y se apagan las luces.

Escucho la respiración

de los que aún no duermen

en este mismo edificio.

Y detrás del humo amargo del cigarro

sigo descubriendo tu imagen clarísima.

Sollozo a la noche, le gimo a la ciudad humana.

Alfredo Santiago Gómez

De la cultura y hablante del totonaco, mejor dicho, tutunakú de la Sierra Norte de Puebla. Actual estudiante de Creación Literaria en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, UACM.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *